whatsapp gratis

La aplicación de comunicación WhatsApp sigue dando que hablar, y es que desde el pasado mes de marzo sus responsables han decidido dejar atrás la benevolencia y obligar a pagar la renovación de la suscripción del servicio una vez que se acaba el periodo de prueba, siempre y cuando se quiera seguir utilizando esta herramienta de mensajerí­a. Algo que pilló por sorpresa a muchos usuarios de terminales Android, pero también de BlackBerry y Windows Phone. Tanto es así­ que muchos de ellos decidieron no realizar el pago y optar por una de las muchas alternativas gratuitas para mandar mensajes que existen hoy en dí­a. Para su sorpresa, y de forma automática, sus cuentas de WhatsApp se reactivaron si previo aviso y de forma totalmente gratis.

Sin embargo, no hay que llevar a engaño. No se trata de ningún truco. Más bien se trata de una técnica de reclamo por parte de WhatsApp, quien ofrece de nuevo su servicio, completamente gratis, pero por un tiempo limitado de un mes. Así­, los usuarios pueden sentir qué es vivir sin esta herramienta de comunicación durante dos dí­as, y  volver a disfrutar durante un mes entero para tratar de convencer de la compra y renovación del servicio. Una estrategia que no sorprende dado el historial de WhatsApp.

Sin ningún tipo de aviso, los usuarios a los que se les haya caducado el servicio de WhatsApp comenzarán a recibir mensajes normalmente tras dos dí­as de inactividad. Además, sin ningún tipo de limitación pueden seguir enviando y recibiendo mensajes, fotografí­as, ví­deos, sonidos, ubicaciones y contactos. Es decir, WhatsApp vuelve a funcionar normalmente como en el periodo previo o de prueba. La diferencia está al acceder a la Información de pago en el menú Configuración, donde  la fecha de caducidad del servicio sólo muestra un mes más.

whatsapp

Tras este periodo el servicio queda inoperativo al menos que el usuario decida pagar por el uso de WhatsApp. Aún no se conocen casos de usuarios que hayan vuelto a tener servicio tras este mes de gracia, y es de esperar que no existan más periodos de prueba si la decisión final de esta compañí­a es conseguir que los usuarios acaben pagando por su uso. Sin duda una estrategia que jugará con las ilusiones de los usuarios más distraí­dos.

Con ello, sólo queda elegir aferrarse a los nuevos y variados modos de pago de este servicio, que incluye la posibilidad de comprar uno, tres o cinco años de servicio, u optar por descargarse una de las aplicaciones de mensajerí­a alternativas y tratar de hacerla llegar al resto de familiares y amigos si se quiere estar en contacto directo, instantáneo y, sobre todo gratuito con todos ellos.

La posición de WhatsApp es clara: el servicio es gratuito a modo de prueba y captación de usuarios. Sin embargo ya no hay benevolencia ni aplazamientos. Quien quiera seguir utilizando esta aplicación tras dicho periodo, tendrá que pagar. Eso sí­, ahora se sabe que al menos un mes más gratis se les puede arañar.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.