rush fight

Si eres fan de los juegos de pelea y te gusta aporrear la pantalla de tu móvil de forma frenética, Rush Fight es tu juego. Y es que, aunque parezca un planteamiento simple, este juego ha logrado colarse entre los tí­tulos que más se están descargando recientemente de la tienda de aplicaciones para Android. Motivo más que suficiente para probarlo al menos durante unas cuantas horas para desestresarte repartiendo mamporros a diestra y siniestra, literalmente.

Y es que es un juego de combate peculiar. Adaptando su mecánica a los terminales de pantalla táctil, deja de lado los complejos combos y botones para permitir un control dual que simplemente consiste en pulsar en el lado izquierdo o derecho de la pantalla. Así­ de sencillo. ¿Quieres lanzar un puñetazo hacia un enemigo de la izquierda? Pulsas en cualquier lugar de ese lado de la pantalla. ¿Quieres arrear una patada a un enemigo que se aproxima por el lado derecho? Pues haces lo propio pero con la parte derecha de la pantalla. Eso sí­, el ritmo y la coordinación lo son todo en Rush Fight.

rush fight

Se trata de un juego sin fin, donde un solo error del jugador acaba con la partida. Y es que el asunto es más difí­cil de dominar como se lee. Así­, los enemigos llegan desde ambos lados hasta el centro de la pantalla, pero descoordinados y a destiempo. De esta forma es posible enlazar cadenas de golpes a un lado y otro de la pantalla. Sin embargo, si equivocamos el lado, el enemigo del otro margen aprovechará para derribarnos. Todo ello con apenas unas décimas de segundo para pensar y reaccionar. Algo que hace de este juego un entretenimiento frenético y realmente adictivo.

Cada partida del jugador es premiada según el número de enemigos derribados. De esta forma se consigue cierta cantidad de monedas de oro que el jugador puede reinvertir en la compra de un nuevo modelo de personaje. Eso sí­, tal y como sucede en el conocido juego Crossy Road, cada personaje también condiciona el entorno, por lo que el escenario y los enemigos también cambia. Así­, es posible luchar contra jefes cuando se elige el personaje oficinista, o acabar con miles de zombies cuando se es leñador, además de otras opciones más que están disponibles. Todo un añadido para evitar que esta simple mecánica resulte aburrida tras varias partidas.

[youtube]https://youtu.be/9uZgsaFfeaQ[/youtube]

Pero lo que llamará la atención al jugador de Rush Fight es su apartado visual. Y es que cuenta con una reconocible estética ya vista en Minecraft. Todo está hecho con cuadros y las texturas lucen pixeladas. Cabezas cuadradas, árboles cuadrados, vehí­culos cuadrados”¦ Un aspecto retro que luce realmente bien y que le da un toque desenfadado al tí­tulo.

En definitiva, un juego para quienes quieran retarse a sí­ mismos y que disfruten con los tortazos rápidos y frenéticos. Suficiente para encontrar entretenimiento durante unas cuantas horas, aunque pueda resultar repetitivo a la larga. Lo bueno es que Rush Fight está disponible de forma gratuita tanto en Google Play Store como en App Store. Eso sí­, cuenta con compras integradas para adquirir los otros personajes y entornos sin invertir tiempo en ello.