google maps extranjero

Con las vacaciones suele ser habitual viajar. Gracias a las compañí­as lowcost y las gangas de última hora, visitar cualquier paí­s extranjero es algo asequible casi para todos. Ahora bien, ¿cómo moverte allí­ si no conoces el idioma? ¿Cómo saber adónde ir sin tener un mapa del lugar? Google Maps, la herramienta de mapas de Google, es la solución más socorrida, incluso cuando no se tiene conexión a Internet. Y es que cuenta con varios métodos para seguir ofreciendo datos de interés o incluso dirigir al usuario hasta su destino paso a paso a pesar de no contar con una tarifa roaming.

Para ello, el usuario de Google Maps puede descargar los mapas de la zona que vaya a visitar antes de salir de casa, o cuando se encuentre conectado a una red WiFi. La descarga de estos mapas permite hacerse con todos los contenidos de un territorio, incluyendo calles, direcciones, establecimientos, puntos de interés y otros detalles de esta herramienta. Así­, el usuario puede utilizar la aplicación Google Maps tanto para buscar lugares como para recibir direcciones paso a paso como si la aplicación estuviera conectada a Internet.

Los puntos negativos son que no hay información actualizada. Así­, no es posible saber si hay congestión en el tráfico de una zona. Tampoco se puede consultar cuestiones fuera del área descargada, aunque permite recoger varias porciones capaces de albergar toda una ciudad. Por último, descargar los mapas supone ocupar espacio de la memoria del terminal, teniendo en cuenta que puede tratarse de varios cientos de MB, dependiendo del tamaño del mapa.

google maps extranjero

¿Cómo descargar los mapas?

Basta con acceder a la aplicación Google Maps, preferiblemente con conexión WiFi, y desplegar el menú lateral, donde se encuentra la sección Zonas sin conexión. Al acceder aquí­ se recoger todos los mapas descargados.

Lo siguiente es pulsar sobre el botón + de la esquina inferior derecha para añadir una nueva porción. Con ello aparece en pantalla un mapa y un recuadro, que sirve para delimitar la porción del mapa que se va a descargar.

De tal forma, solo queda centrar en el cuadro aquella parte del mapa que se quiera tener sin conexión. Como si fuera el mapa habitual, es posible desplazarse a aquel paí­s que se va a viajar para hallarlo. Tras ello, el gesto de pellizco ofrece agrandar o empequeñecer la zona, delimitando aún más la porción a descargar.

Google Maps ofrece información relevante en cuanto al espacio que supone dicha porción del mapa en la memoria del terminal. Nótese que, cuanto más amplia es la zona, más MB ocupará en la memoria del terminal.

Al pulsar el botón Descargar, el proceso comienza. Como decimos, lo más recomendable es usar una conexión WiFi para evitar agotar los datos de Internet de la tarifa y, además, agilizar la descarga.

google maps extranjero

Con esto, el usuario puede utilizar la aplicación de forma habitual cuando viaje al extranjero, siempre y cuando esté dentro de la porción descargada. Así­, es posible buscar restaurantes y bares, conocer dónde se encuentra una calle o incluso ubicarse sobre el mapa gracias al GPS. También es importante saber que permite utilizar su navegación paso a paso sin tener conexión a Internet.

Una alternativa más

El navegador GPS de Google Maps acostumbra a descargar la ruta programada para evitar sustos en caso de que se corte la conexión durante el trayecto. De esta forma, el usuario puede buscar cómo llegar hasta cierto punto y comenzar a navegar mientras aún cuenta con conexión a Internet (puede ser en el hotel o en algún punto encontrado durante el viaje). Después, sin desconectar su GPS, es posible continuar y ser guiado hasta dicho punto sin problema y sin conexión. Ahora bien, no permite buscar nuevos destinos ni encontrar establecimientos. Una medida un tanto arriesgada en comparación con la descarga de mapas.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...