problemas de uber

La aplicación de transporte privado Uber sigue recopilando problemas y bloqueos a lo ancho y largo de todo el mundo. Y es que parece que allá donde llega acaba encontrando problemas y enfrentándose al gremio del taxi. Algo que no sucede sólo en España, donde una orden judicial ha conseguido bloquear su servicio y arrinconarlo hasta el punto de obligarlo a dejar de operar de forma temporal en todo el paí­s. Otros puntos distantes del planeta también han puesto las cosas difí­ciles a la aplicación que ofrece desplazamientos más baratos que el taxi.

En Alemania, Uber también se ha topado de lleno con la justicia, obligando a cesar su funcionamiento en las principales ciudades del paí­s desde hace ya un par de meses. Así­, los usuarios de Hamburgo y Berlí­n no cuentan con la opción de solicitar un coche desde esta aplicación. Algo similar a lo que sucede también en Londres, Inglaterra. Aunque en este caso los litigios continúan tratando de dilucidar si la falta de un taxí­metro en los coches de los conductores de Uber les permite operar o no dentro de la legalidad. Problemas mucho más radicales cuando se dejan atrás las fronteras europeas.

Un buen ejemplo es el caso de la India. Allí­, Uber se ha visto forzada a implementar y mejorar la seguridad de los viajeros y usuarios. Todo ello provocado por la violación de un cliente a manos uno de sus conductores. Algo que se ha traducido en la posibilidad de compartir la hora aproximada de llegada junto a la foto del conductor, además de monitorear de forma más detallada y con un equipo especial a los conductores que deciden trabajar con Uber.

problemas de Uber

También hay que destacar los problemas de Uber en Corea, donde su funcionamiento también es contrario a las leyes del paí­s del sur de esta pení­nsula. De tal forma, no sólo el gremio de taxistas se ha posicionado en contra de Uber, sino también el ministro de Infraestructura y Transportes. Tanto es así­ que no sólo han tratado de vetar la aplicación, sino que han acusado al fundador de Uber, Travis Kalanick, a pagar una multa de cerca de 20.000 dólares y que podrí­a traducirse hasta con la pena de dos años de prisión.

Pero Uber no sólo tiene problemas fuera de las fronteras de Estados Unidos, donde surgió como compañí­a. La aplicación también se ha visto forzada a cerrar su servicio en ciertos lugares como Portland, donde las leyes de la ciudad prohí­ben este servicio de transporte. Eso sí­, en este caso Uber y las autoridades han llegado a un acuerdo para crear un marco legal que permita el acceso a compañí­as de economí­a colaborativa. Un concepto que en Uber se coge con pinzas ya que sus conductores deben cumplir ciertas exigencias y pagar un porcentaje de sus ganancias a dicha compañí­a. Así­, el veto permanecerá hasta el próximo mes de abril, cuando se espera dar luz a unas leyes que permitan su funcionamiento.

problemas Uber

Muy distintos son los problemas a los que la compañí­a se ha enfrentado también de cara a la prensa. Y es que, hace tan sólo unos meses, uno de sus responsables afirmó en un evento que Uber podrí­a invertir miles de dólares para investigar los trapos sucios de una periodista que habló mal de la compañí­a y el servicio. Un comentario que no pasó desapercibido para el resto de periodistas que allí­ se encontraban y quienes no han dudado en acusar a Uber de sus prácticas alejadas de lo polí­ticamente correcto con tal de integrar su funcionamiento en los diferentes lugares en los que se ha implantado.

Y es que Uber siempre ha destacado para bien o para mal por sus prácticas. Quizá demasiado innovadoras y radicales para un mercado que siempre ha estado defendido por la ley y con un inmovilismo muy marcado. Sin duda, aún queda mucho que batallar para que Uber consiga establecerse como compañí­a en medio mundo, donde se han levantado en armas contra ella.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...