rithm

A pesar de que los servicios de mensajerí­as más famosos como WhatsApp y LINE ya cuentan con la opción de mandar archivos de audio y canciones, surgen otras aplicaciones tan curiosas como Rithm, que da una vuelta de tuerca a este concepto de compartir música. Y es que actúa como un completo servicio de mensajerí­a instantánea pero con un componente musical muy marcado. Una herramienta que no conseguirá destronar a WhatsApp pero que sin duda es un soplo de aire fresco en este tipo de aplicaciones.

Se trata de una aplicación de mensajerí­a centrada en la posibilidad de compartir música. Sobre esa base presenta una serie de funcionalidades de lo más curiosas, simpáticas y, sobre todo, sociales. Todo ello a través de una aplicación con un cuidado diseño que sorprende por sus emoticonos animados de estilo Emoji y la posibilidad de enlazarse con otros servicios de música del calibre de Spotify y Rdio. Sin olvidarse del texto y la localización y ví­deos, recibiendo los mensajes y las notificaciones, así­ como las canciones, en tiempo real.

rithm

Basta con crear una cuenta de usuario para empezar a utilizar la aplicación. Tras ello se presenta la pantalla de chats, donde quedan reflejadas las canciones y mensajes recibidos, pudiendo volver a reproducir esa música acompañada de ví­deos, fotos o emoticonos bailarines. Todo ello ordenado cronológicamente y marcando la imagen y el diseño como protagonista en esta pantalla principal. Pero ¿cómo mandar mensajes propios?

Tan sólo hay que pulsar el botón de la esquina superior derecha. Esto lleva a una nueva pantalla con diferentes singles y pistas del momento, pudiendo utilizar servicios como Spotify para buscar otras nuevas y guardarlas en una lista de reproducción. Tras elegir la deseada toca la parte creativa, añadir cualquier otro contenido al mensaje. Así­, desde la barra inferior es posible escoger una fotografí­a, un ví­deo o un simpático personaje bailongo. De entre estas cuestiones destaca, además, la posibilidad de dibujar sobre las imágenes para que los trazos se reproduzcan durante la canción, la posibilidad de grabar diferentes tomas al estilo de Vine en los ví­deos o la variedad de emoticonos y sus graciosí­simos pasos de baile.

rithm

Tras el paso creativo sólo queda escoger los destinatarios. Aquellos usuarios receptores que utilicen Rithm podrán ver el mensaje de forma nativa en la propia aplicación, disfrutando de todas sus ventajas como responder o comentar. Además, los que no cuenten con dicha aplicación pueden ser contactados mediante mensaje de texto SMS para acceder mediante un enlace al resultado final a través de la versión web. Y, si no parecen suficientes ví­as de publicación, siempre es posible publicar el resultado en Facebook, Twitter o incluso Instagram.

En definitiva, una curiosí­sima herramienta de mensajerí­a que bien puede utilizarse para recomendar canciones a amigos haciéndolas mucho más personales con fotografí­as, ví­deos y demás elementos. Por el momento la aplicación Rithm está disponible de forma totalmente gratis sólo para iPhone. Se puede descargar a través de App Store.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.