sparky

La personalización del sistema operativo Android apenas tiene restricciones. Algo que ya han demostrado miles de aplicaciones que permiten cambiar el fondo de pantalla, establecer una animación o incluso modificar totalmente el aspecto de iconos y menús. En esta ocasión vamos a hablar de una herramienta destinada al rediseño de otra de las funcionalidades útiles de Android: su pantalla de bloqueo. Y es que prácticamente todo puede acomodarse al gusto del usuario en esta plataforma.

La aplicación en concreto se llama Sparky, y trae consigo la posibilidad de aplicar pantallas de bloqueo de lo más llamativas y artí­sticas al smartphone del usuario. De esta forma, se personaliza otro aspecto del terminal, pero contando con accesos directos a varias de las aplicaciones o herramientas del mismo. Y es que Sparky cuenta con varias funciones extra útiles para que no se trate de una simple imagen de fondo antes de acceder al resto de aplicaciones y cuestiones del móvil.

sparky

Su uso es realmente sencillo, y es que respeta los cánones y patrones vistos hasta el momento en la mayorí­a de pantallas de bloqueo, donde deslizar un dedo sirve tanto para eliminar esta restricción como para hacer uso de los accesos directos. Además, Sparky funciona como una aplicación en sí­, evitando tener que acceder al menú Ajustes para establecer esta pantalla. El único problema es que su uso resulta raro e incómodo si se combina con la pantalla de bloqueo del terminal. Es decir, si se cuenta con una pantalla de bloqueo del tipo patrón, es posible que antes o después de utilizar y salvar la protección de Sparky haya que superar la del terminal, añadiendo pasos y tiempo en el uso de este. Por lo que queda de mano del usuario decidir si desea una doble protección o sólo una sencilla pero atractiva.

Nada más iniciar la aplicación basta con acceder a ella y deslizar el dedo por la pantalla de izquierda a derecha. De esta forma se accede al menú principal, donde se encuentran las diferentes pantallas de bloqueo que ofrece la aplicación. Aquí­ llega uno de sus puntos negativos, y es que sólo existen dos pantallas completamente gratuitas, siendo necesario adquirir la versión Premium o de pago por unos dos euros para tener acceso a las otras seis restantes y las próximas que están por llegar.

sparky

Al seleccionar cualquiera de ellas se muestra una pantalla de demostración. Además, es posible pulsar sobre el botón Test para realizar una prueba de sus funciones extra, que suelen estar relacionadas con accesos directos al correo electrónico, el menú de marcación, los mensajes, etc. Sólo queda pulsar sobre el botón Activate para aplicarla, volviendo a pulsar sobre el mismo para eliminarla.

En definitiva, una herramienta de lo más vistosa y útil para aquellos usuarios que no quieran tener que desbloquear constantemente el terminal para conocer si cuentan con notificaciones, o que lo quieran hacer mediante imágenes de diseño atractivas y curiosas. La versión gratuita de Sparky se puede descargar a través de Google Play.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.