Clash Royale algoritmo

¿Te ha pasado alguna vez que has empezado a jugar a un título como Clash Royale y después de seis o siete victorias seguidas empiezas a perder una y otra vez sin razón aparente? Nos atrevemos a afirmar la respuesta será sí, si eres jugador habitual de este tipo de juegos. En ese momento tan frustrante, acabamos culpando al propio juego de nuestra mala racha. Y esta afirmación podría tener más razón de la que pensamos.

Es un secreto a voces que muchos juegos Free to Play harían uso de ciertas técnicas para fomentar la adicción y, por consiguiente, que los jugadores gasten dinero en los productos premium. No obstante, desde tuexpertoapps queremos centrar la atención en un juego concreto. Uno de los juegos más importantes del mercado móvil actual. Hablamos, cómo no, de Clash Royale.

Los algoritmos de emparejamiento en Clash Royale

Clash Royale emparejamiento por mazos

Cualquier jugador medio de Clash Royale ha oído hablar alguna vez de los algoritmos que usa el juego para entregar cofres. No es un secreto hoy en día que se sigue una secuencia en la que, cada cierto número de cofres normales, el siguiente será raro. Con el sistema de emparejamiento de jugadores pasa algo parecido. Gran parte de la comunidad de jugadores de Clash Royale defiende que existe cierto “amaño” a la hora buscar contrincante. A través de las estadísticas de victorias y derrotas que estos jugadores han ido recogiendo, se ha llegado a la conclusión de que el juego sigue una especie de algoritmo basado en unas cartas específicas. Como ejemplo, tenemos el caso del usuario de Reddit llamado demosthenes327, que comenta los resultados recogidos a lo largo de 200 partidas aproximadamente.

Según demosthenes327, cartas como el recolector de elixir, el cañon, la torre tesla o el cementerio propician ciertos encuentros concretos. En base a sus estadísticas, ha encontrado un cierto patrón en el emparejamiento.  Afirma que, al ganar dos o tres partidas con algunas de las cartas ya comentadas, la probabilidad de encontrarse con un “counter” en las siguientes partidas es muy alta.

Dicho de otro modo, esta creencia afirma que, si llevamos una racha de victorias con un mazo concreto, el juego tratará de buscar jugadores que contrarresten dicho mazo en las siguientes partidas. No obstante, Supercell no se ha pronunciado en ningún momento sobre esta polémica, y en su página indican que su matchmaking solo toma como referencia las coronas de los jugadores.

Las repercusiones de esta clase de emparejamientos

Cualquiera podría pensar que estas suposiciones se acercan más a una teoría conspiranoica y que las estadísticas de las que hablan los jugadores sean cuestión de puro azar. Sin embargo, a principios de este mismo año conocimos cómo otras empresas ya trabajan con políticas parecidas. Sin ir más lejos, Electronic Arts ha patentado un algoritmo de emparejamiento que, en resumidas cuentas, también fomenta la adicción. Claramente, el aumento de la adicción favorece a las desarrolladoras de videojuegos, más aún si tenemos en cuenta las nuevas políticas de micropagos.

Como decíamos, Clash Royale no es el único videojuego que recurriría a estas prácticas. La ya comentada EA lo hace, y otras compañías como Activision también hacen uso de estas estrategias. Como ejemplo tenemos la última entrega de Call of Duty. En este videojuego, el sistema de lootboxes te permite abrir tus cofres durante las partidas online, para que el resto de jugadores pueda ver qué te ha tocado. De esta forma, la compañía incita a los jugadores a hacerse con más cofres, gastando un dinero extra.

Es por todo esto que debemos tener cuidado con todos los juegos, pero especialmente con los Free to Play. Y es que esta clase de juegos son los que más fomentan esta clase de adicción. Además, a estos algoritmos de emparejamiento se les suman los ya comentados cofres, que fomentan la ludopatía. Juntando estas dos variables, volverse adicto se convierte en un peligro real.

Otras noticias sobre... ,