wallapop vs vibbo

Los regalos fallidos de Papá Noel o los Reyes Magos. Esa prenda horrorosa del amigo invisible. El mobiliario de un negocio que no ha prosperado. O incluso un coche. La compraventa no tiene lí­mites, y las nuevas tecnologí­as permiten hacerlo fácil, rápido y en cualquier lugar. Algo en lo que Wallapop ha llevado la voz cantante desde hace algún tiempo, siempre y cuando atendamos a las plataformas móviles. Sin embargo, lejos de estar sola, tiene un potente rival en la nueva aplicación del servicio antes conocido como Segundamano.com, que ahora se llama Vibbo. Pero ¿cuál es mejor para vender o comprar objetos de primera y segunda mano? ¿Cuáles son las ventajas y los inconvenientes de cada una de ellas? Sigue leyendo si te interesa.

Wallapop llegó primero, y eso es algo que se nota tanto en el planteamiento, como en el número de descargas y usuarios. De esta forma, la aplicación de compraventa implantó el sistema de anuncios geolocalizados, lo que ofrece conocer qué objetos están disponibles cerca de la posición del usuario en cada momento. Una idea que Vibbo ha copiado, y que ha tratado de mejorar. La realidad es que Wallapop cuenta con entre diez y cincuenta millones de descargas, y Vibbo con un intervalo mucho menor de entre uno y cinco millones. Algo que también se traduce en un número menor de usuarios activos, de objetos por vender y, por ende, de posibles vendedores. Eso sí­, los informes de descargas indican que siguen aumentando en número en ambos casos.

wallapop vs vibbo

 

Lo bueno de Vibbo es que ha tenido tiempo para mejorar algunos detalles de Wallapop. Cuestiones de estilo, como un diseño mucho más dinámico y colorido; y con funciones que ofrecen los mismos resultados que Wallapop, pero en menos pasos. Un par de ejemplos serí­an las opciones para publicar nuevos anuncios, con una preselección de categorí­as ya disponible en el menú principal de la aplicación, o su búsqueda, quizá no tan extenso en opciones como el de Wallapop, pero mucho más ágil a la hora de establecer filtros.

Aparte de esto, el funcionamiento de ambas aplicaciones resulta muy similar, encontrando anuncios cercanos, viendo fotos del objeto que se vende, junto a una descripción y la zona aproximada en la que se ofrece. O, si se prefiere, vendiendo objetos propios con un proceso sencillo. A partir de aquí­ sólo hay que lanzar la contraoferta o empezar a comunicarse con el vendedor o posible comprador mediante las sendas herramientas de mensajerí­a. Todo ello de forma completamente gratuita, sin pagar por anuncio o transacción.

wallapop vs vibbo

Ahora bien, Wallapop cuenta con más experiencia en esto de la compraventa y las aplicaciones móviles. Algo que se nota en todo el contenido extra que ofrece a sus usuarios aparte de los anuncios. Cuestiones como las colecciones, donde se recogen anuncios por temática o en torno a un concepto muy concreto, o sus puntuales campañas, como la que ofrecí­a ligar con vendedores el pasado San Valentí­n, que ofrecen una experiencia de uso más completa, y simpática.

En definitiva, dos aplicaciones para lo mismo, con sencillos matices en cuanto a diseño y experiencia de uso. Eso sí­, para librarse de algo rápidamente, el mayor número de usuarios de Wallapop aumenta las probabilidades de éxito. Ahora bien, también multiplica las posibilidades de estafa. Sin embargo, Vibbo presenta una alternativa potente, donde encontrar toda clase de anuncios y vendedores, aunque quizá más ligado a los herederos sentimentales de Segundamano.com.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...